La nueva bicicleta sin cadena Jvir es mecánica, pero a su vez eléctrica e híbrida. Además se puede plegar y su peso no supera... Éxito de la bicicleta sin cadena Jvir en Kickstarter

Acaba de finalizar la campaña en Kickstarter de la nueva bicicleta sin cadena Jivr. Es mecánica, pero a su vez eléctrica e híbrida. Además se puede plegar y su peso no supera los 15 kg, por lo que es fácil de guardar y transportar. En total, han sido más de 125.000 libras lo recaudado. Una cantidad muy superior a las 70.000 que pedían inicialmente.

Desde que la bicicleta se ha convertido en uno de los medios de transporte más utilizados, sobre todo en grandes ciudades como Nueva York o Londres. Muchos trabajadores la prefieren en los trayectos diarios, debido a sus numerosas ventajas. Entre otras, evitar aglomeraciones de tráfico en horas puntas, no depender de horarios de trenes o autobuses así como posibles retrasos. Además de sus beneficios para la salud al realizar ejercicio físico, sin dejar a un lado las ventajas para el medio ambiente.

La bicicleta sin cadena Jvir va camino de ser un producto de consumo real.

Con la bicicleta sin cadena Jvir han querido dar un paso más. Se busca facilitar el viaje a todas estas personas que han optado por este medio de transporte. Se puede cargar en una toma de corriente estándar y tarda 90 minutos, conectándola completamente vacía. Puede realizar hasta 32 Km por carga. El acelerador se encuentra situado en el manillar. Mientras que el motor está localizado en la rueda delantera y alcanza una velocidad de 20 Km/h. La cual está por debajo del límite impuesto para que necesitemos licencia de conducir o tener que llevar casco (aunque siempre es recomendable).

Sin embargo, la bicicleta sin cadena Jvir no sólo se puede usar de manera eléctrica. Si quieres conservar la energía, te has quedado sin batería, o simplemente te apetece hacer ejercicio puede ser utilizada como una bicicleta convencional. De manera mecánica y utilizando los pedales.

La bicicleta sin cadena Jvir puede interaccionar con cualquier dispositivo inteligente, colocándolo en el manillar. Smartphone, Smartwatch o tablet serán los habituales y nos darán información sobre la distancia recorrida, las calorías quemadas o funcionando como GPS. Lo harán dentro de poco, cuando la producción permita entregar los primeros modelos a quienes han apoyado el desarrollo en Kickstarter.

Esther Díaz